Beneficios del Cáñamo (Hemp): Historia, propiedades y usos

El Cáñamo (Hemp) es considerado un “súper alimento” por su gran cantidad de nutrientes. El cáñamo pertenece a la misma familia de plantas como la mora (también conocida como Moraceae). La familia de la mora es conocida por su complejidad genética y cromosómica, lo que probablemente sea lo que le permite a esta familia de plantas  sobrevivir en casi todos los climas en la Tierra.

El cáñamo es una planta resistente que se cree es de origen Asiático (Asia Central). Se puede cultivar en casi cualquier ecosistema del mundo. El cáñamo no requiere ninguno de los pesticidas o herbicidas que se utilizan para mantener viva a una planta débil. Y generalmente crece de tres a seis pies en su tamaño completo! Sólo ocho de casi un centenar de plagas de cultivos comunes conocidas pueden causar problemas, y éstos pueden ser tratados por medios naturales. El cáñamo también suprime malezas de forma natural debido a su rápido crecimiento y el desarrollo de un dosel. Y encima de todo esto, la planta de cáñamo produce un súper alimento en forma de una semilla.

Planta de hemp (cáñamo). Beneficios de salud, propiedades, historia y usos.
Hojas de la planta de hemp (cáñamo)

Diferencia entre cáñamo y marihuana

Hay mucha confusión cuando se habla de cáñamo y marihuana debido a que tienen el mismo nombre, ambas son clasificadas Cannabis sativa, y en Ingles, a ambas plantas le llaman “hemp”. Cannabis sativa, es una especie con cientos de variedades. El cáñamo y la marihuana, son subespecies de esta planta.

La diferencia entre Cáñamo (hemp) y Marihuana, es que la Marihuana contiene THC, el ingrediente psycoactivo que te hace pasar un buen rato (el que ta pone “High”), mientras que el cáñamo es alto en CBD, un compuesto con propiedades medicinales pero no psicoactivas. El cáñamo sí contiene THC, pero en cantidades insignificantes, 0.05% para ser exactos. La Marihuana contiene THC en el rango de 3%-20% y en hoy en día, con los súper híbridos que existen, hay alguna variedades que contienen por encima del 20% en THC.

En conclusión, la marihuana te aporta el “High” y el cáñamo no, pero ambas son muy buenas para nutrir al cuerpo y promover la salud de diversas maneras.

Beneficios del hemp:

Proteína de cáñamo (hemp)
Proteína de cáñamo (hemp). Muy buena en batidos.

Los principales investigadores y médicos consideran al cáñamo ser una de las fuentes de alimento más nutritivas del planeta. La resistencia y el poder nutricional de las semillas de cáñamo podría abordar de manera significativa las necesidades de proteínas del planeta y erradicar los problemas de hambruna.

  • Se ha utilizado como alimento y medicina por al menos 10.000 años

Los antiguos chinos dependían de semillas de cáñamo y aceite de cáñamo como alimento y medicina. Además, la evidencia sugiere que la siembra se usó en la prehistoria también.

Aunque las semillas comenzaron a ganar popularidad en el Occidente, en los alimentos y medicinas asiáticas tradicionales siguen siendo un grano muy importante

  • Las semillas de hemp son ricas en fibra, vitaminas y minerales

Las semillas de cáñamo contiene altos niveles de fibra y vitaminas A, C y E. También son ricas en minerales, incluyendo fósforo, potasio, magnesio, azufre y calcio con modestos niveles de hierro y zinc.

  • Rica en antioxidantes

La semilla de cáñamo contiene altos niveles de vitamina E, que es uno de los antioxidantes más importantes para el cuerpo. La vitamina E (tocoferoles), es conocida por tener beneficios en la enfermedad del Alzheimer y la aterosclerosis, el fitol (otro compuesto del cáñamo), tiene tanta propiedades anticancerígenas como antioxidantes.

  • Combate el colesterol malo

Los estudios sugieren que las semillas de cáñamo y su aceite pueden ayudar a descomponer el colesterol, así como prevenir los problemas causados por el colesterol alto, incluyendo la coagulación de la sangre.

  • Mejora las condiciones de la piel

Ha quedado demostrado que el aceite de cáñamo en la dieta también mejora los síntomas clínicos de la dermatitis atópica. Un estudio publicado en el 2005 concluyó que los beneficios sobre el colesterol y la piel eran debido a “la oferta equilibrada y abundante de ácidos grasos poliinsaturados en el aceite de cáñamo”.

  • Previene enfermedades del corazón

El perfil graso de las semillas de cáñamo, se cree que ayuda a prevenir una variedad de enfermedades cardíacas.

Un estudio publicado en el 2007, llegó a la conclusión de que las semillas de cáñamo pueden prevenir la coagulación de la sangre, lo que “puede ser beneficioso en la protección contra los golpes inducidos por coágulos e infartos de miocardio”. Otro estudio concluyó que estas semillas pueden ofrecer una protección significativa contra el accidente cerebrovascular.

Por último, el análisis de la American Chemical Society concluyó que los altos niveles de ácido α-linolénico (una grasa omega-3) en las semillas de cáñamo “pueden tener consecuencias nutricionales favorables y efectos fisiológicos beneficiosos en la prevención de las enfermedades coronarias y contra el cáncer”.

  • Beneficioso en enfermedades degenerativas

El mismo análisis llegó a la conclusión de que el nivel de ácido γ-linolénico (una grasa omega-6) en las semillas de cáñamo “le confiere un alto valor farmacéutico contra las enfermedades degenerativas crónicas”. Según los autores, éstos pueden incluir la aterosclerosis, las enfermedades cardiovasculares, la enfermedad de Alzheimer o ciertos tipos de cáncer.

  • Reduce la inflamación

La semilla de cáñamo contiene una variedad de esteroles vegetales y alcoholes que son conocidos por reducir la inflamación; un factor de riesgo conocido en una amplia gama de enfermedades.

Aceite de cáñamo (hemp)

Aceite de hemp (cáñamo) y todos sus beneficios en Salud Casera
Aceite de hemp (cáñamo)

El aceite de cáñamo fue en su momento un producto esencial y cotidiano en la vida del hogar medio. Los hogares de nuestros ancestros se alumbraban con lámparas de aceite. Utilizaban jabones y detergentes elaborados con una base de aceite de cáñamo para asearse y lavar sus ropas, y las cualidades nutritivas y de conservación del aceite de cáñamo representaban un tratamiento ideal para los artículos hechos de piel.

El aceite extraído del cáñamo puede utilizarse con fines nutricionales o industriales sin requerir más elaboración. La versatilidad del aceite de cáñamo lo convirtió en un producto muy apreciado y ampliamente utilizado hasta principios del siglo XX. El aceite de cáñamo se utilizaba en pinturas, barnices, sellantes, lubricantes para maquinaria y tintas de impresión.

En la actualidad existe un gran interés por el potencial del aceite de cáñamo como carburante y como agente aglutinante en la elaboración de plástico de cáñamo, ya que los carburantes y plásticos derivados del petróleo causan un enorme impacto ambiental y muy probablemente seguirán aumentando de precio a medida que el petróleo vaya escaseando.

Aminoácidos y ácidos grasos esenciales

Como los niveles de exposición a los productos químicos artificiales, pesticidas y materiales radiactivos ha aumentado, muchas personas se están interesando en comer menos de la cadena alimentaria (productos de origen animal como la carne, el pescado grande océano, crustáceos y los lácteos -que en alta proporción en la cadena alimentaria, donde las toxinas se acumulan) esto significa comer más y más plantas.

Los efectos secundarios del consumo de productos de origen animal por la cada vez más escasa calidad y sabor, así como el uso de químicos artificiales (pesticidas, hormonas inyectadas, vacunación de los animales, etc.) Se están convirtiendo en un problema abrumador, que causan a millones de personas buscar alternativas sostenibles más humanas como ser vegetarianos, veganos y las fuentes de alimentos crudos de proteínas y grasas. Una de las mejores fuentes de proteína vegetal se encuentra en las semillas de cáñamo.

En términos de su contenido promedio de nutrientes, las semillas de cáñamo sin cáscara contiene 35 por ciento de proteína, 47 por ciento de grasa y 12 por ciento de carbohidratos.

Las semillas de Cáñamo contiene todos los aminoácidos esenciales y ácidos grasos esenciales necesarios para mantener la vida humana saludable. Ninguna otra fuente de planta sola tiene los aminoácidos esenciales de una forma tan fácil de digerir, o tiene los ácidos grasos esenciales en una proporción tan perfecta para satisfacer las necesidades nutricionales humanas.
Embalado de 33 a 37 por ciento de pura proteína digerible, el cáñamo crudo, con toda su original fuerza vital-energía y enzimas intactas, es una de las riquezas naturalezas como fuente de proteína completa. Sólo algas como la espirulina, AFA algas verde-Azulada y fitoplancton marino exceden en proteínas al cáñamo.

Aproximadamente el 47 por ciento de cada cáñamo se compone de “grasas buenas”, con un equilibrio ideal de omega-3 (ácido alfa-linoleico) y los ácidos grasos Omega-6 (ácido linoleico y el ácido gamma-linolénico).

El contenido de carbohidratos en las semillas de cáñamo sin cáscara es 11,1 por ciento y su contenido en azúcares es de 2 por ciento. Los hidratos de carbono de las semillas de cáñamo sin cáscara, el 6 por ciento es en la forma de fibra. El contenido de fibra la harina de cáñamo es el más alto de todas las semillas cultivadas comercialmente. Además de contener los grupos de nutrientes humanos básicos, semillas de cáñamo tiene un alto contenido de vitamina E (tres veces mayor que el lino) en forma de alfa-, beta-, gamma-, delta-tocoferol y alfa-tocotrienoles.
La semilla de cáñamo es también una excelente fuente de Omega-9, la cual se considera una fuente de energía saludable y de embellecimiento.

La semilla cáñamo es una buena fuente para la construcción del cerebro y para el confortador del hígado- lecitina. La lecitina es una sustancia lipídica (grasa-aceite), compuesto principalmente de colina e inositol. Se encuentra en todas las células como un componente importante de las membranas celulares. El término “lecitina” se deriva de la palabra griega que significa lekithos “huevo”, como fue descubierta por primera vez en los huevos.
La semilla de cáñamo es una de las pocas semillas que contienen clorofila. Se encuentra presente en el interior de cada cáñamo, son hojas verdes infantiles que eventualmente se abrirá y crecerá como brote.
El THC encuentrado en varias concentraciones en el género de cáñamo es medicinalmente útil en individuo con dolor crónico y náuseas, tal como les sucede a una persona cáncer.

 

Beneficios de las semillas de hemp (cáñamo)
Semillas de hemp (cáñamo) descascaradas

Los aminoácidos son las unidades químicas de “bloques de construcción” que componen las proteínas. Junto al agua, proteína componen la mayor parte del peso del cuerpo. Las proteínas forman los músculos, ligamentos, tendones, órganos, glándulas, uñas, cabello, fluidos corporales y casi todos los aspectos de la maquinaria celular microscópica. La proteína es esencial para el crecimiento de los huesos.

Las semillas de Cáñamo proporciona los aminoácidos esenciales en la proporción correcta para que el cuerpo genere albúmina y globulinas séricas (proteínas con diversas funciones en el cuerpo), de un modo similar al efecto estimulador del sistema inmunitario de los anticuerpos gammaglobulina.

La capacidad del cuerpo para resistir y recuperarse de una enfermedad depende de la rapidez con que pueda producir cantidades de anticuerpos para defenderse del ataque inicial. Si la cantidad inicial de globulinas no es suficiente, el número de anticuerpos puede ser insuficiente para frenar la enfermedad.

El mejor sistema para asegurarnos de que el cuerpo dispone de suficientes aminoácidos para fabricar las globulinas es comer alimentos con un alto componente de proteínas globulinas. Las proteínas del cáñamo contienen un 65% de globulina Edestina e incluyen una cierta cantidad de albúmina, de modo que su fácilmente digerible proteína está rápidamente disponible con una forma similar a la del plasma sanguíneo.

¿Qué otros productos obtenemos de esta planta?

Fibra de hemp (cáñamo)
Fibra de hemp (cáñamo)

Las fibras de la planta del cáñamo están entre las más largas y resistentes de todo el reino vegetal. Aunque en su momento los tejidos hechos de cáñamo tenían la reputación de ser ásperos y abrasivos, las muestras expuestas de tejidos compuestos total o parcialmente de cáñamo prueban que esta extremadamente versátil fibra puede ser tan resistente como una soga de amarre o tan suave como la seda.

Las primeras prendas de vestir se elaboraron con fibra de cáñamo (hemp)

Fue a través del cultivo del cáñamo, que los seres humanos fuimos evolucionando desde cubrirnos con pieles y cuero de animales hasta utilizar prendas tejidas. El ejemplo más antiguo conocido de material tejido estaba hecho de cáñamo.

En principio, las largas y resistentes fibras de las plantas eran retorcidas hasta formar un simple bramante; a su vez, las hebras de bramante eran trenzadas hasta transformarlas en cuerdas más resistentes. La tejedura entrecruzada permitía elaborar con las cuerdas redes para pescar y cazar. A medida que los métodos de tejeduría iban mejorando, las mallas pudieron hacerse cada vez más finas, hasta que la malla se convirtió en un tejido tal y como los conocemos hoy en día.

El cáñamo (hemp) y la historia de los veleros

El cáñamo fue el segundo material más utilizado en la construcción de navíos después de la madera, desempeñando un papel crucial en la exploración y expansión de la humanidad en todos los confines del mundo. Incluso antes de la época de los fenicios (antes del siglo V a.C.) hasta finales del siglo XIX, todos los viajes marítimos de larga distancia confiaban en velas, amarres y aparejos hechos de cáñamo. Ninguna otra fibra natural podía soportar la fuerza del océano abierto y el desgaste del agua salada.

No menos importante, el cáñamo desempeñó un papel clave minimizando las filtraciones en los barcos. Combinando los tallos y las fibras de cáñamo con alquitrán de pino se creaba un material impermeabilizante conocido como estopa de calafatear. Esta preparación se utilizaba para sellar el espacio entre los tablones sueltos o verdes en el casco del barco.

Usos modernos de la fibra de cáñamo (hemp)

La fibra de cáñamo es una opción natural y duradera para la elaboración de ropa, y ya fue utilizada por Levi Strauss cuando comenzó a fabricar ropa de lona de cáñamo para mineros a mediados del siglo XIX. Estos pantalones tan resistentes fueron los ‘Levi’s’ originales –los predecesores directos del icónico pantalón vaquero Levi’s. Las mismas cualidades que habían hecho de la fibra de cáñamo ideal para las travesías marítimas también la hacían ideal para el calzado. Tanto Nike como Adidas han fabricado zapatillas deportivas hechas de cáñamo.

Las técnicas de fabricación modernas han permitido la fabricación de tejidos de cáñamo más suaves que la tela tradicionalmente hecha de cáñamo, con la misma resistencia y durabilidad. El tejido de cáñamo es una de las áreas de negocio modernas industrial que está experimentando un crecimiento más rápido a medida que las nuevas generaciones redescubren sus increíbles cualidades.

Plástico de Cáñamo (hemp)

El plástico de cáñamo nos remite a un material del futuro: un sustituto potencial de muchos plásticos petroquímicos, ligero, duradero y biodegradable, cuya producción es mucho menos dañina para el medio ambiente. Sin embargo, en realidad el plástico de cáñamo no es una novedad dentro del abanico de aplicaciones del cáñamo industrial. Los primeros plásticos ya utilizaban el cáñamo como componente por sus altos niveles de celulosa, la sustancia de que están hechas las paredes de las células vegetales. Este tipo de plásticos son ahora conocidos como ‘bioplásticos’ para distinguirlos de aquellos derivados de materiales basados en productos petroquímicos.

El coche de cáñamo (hemp) de Henry Ford

Uno de los usos más famosos del plástico de cáñamo es probablemente el prototipo de coche fabricado por Henry Ford, para el que se empleó una fórmula que incorporaba un 70% de fibras de celulosa de cáñamo, bálago y pita (sisal). El coche fue creado en 1941, durante la relegalización temporal del cáñamo, con la intención de apoyar a los granjeros americanos utilizando sus cosechas para crear un coche que pudieran permitirse. Un año más tarde, los mismos granjeros eran animados a cultivar cáñamo como parte de los esfuerzos bélicos del país en un largometraje titulado ‘Hemp For Victory’ (‘Cáñamo para la victoria’). Lamentablemente, el coche de plástico de cáñamo no consiguió producirse a escala industrial.

El 30% restante de la fórmula plástica de Ford era una ‘cola’ de resina. Los agentes aglutinantes para el plástico de cáñamo pueden obtenerse de materiales naturales, incluyendo el aceite de semillas de cáñamo. Incluso se han producido plásticos modernos a base de cáñamo, utilizando papel usado y azúcar como agentes aglutinantes.

Reducir el calentamiento global

El plástico de cáñamo, como todos los productos de cáñamo perdurables y otros materiales de construcción basados en componentes vegetales, también ‘absorbe’ carbono. Los cultivos de cáñamo absorben CO2 a medida que crecen, reteniendo el carbono (el elemento básico de todas las plantas y animales) y liberando oxígeno. El cáñamo cosechado está esencialmente compuesto de carbono absorbido de la atmósfera y cuando el cáñamo se utiliza para fabricar materiales duraderos, se previene la reintroducción de dicho carbono en la atmósfera como CO2. Esta cualidad ayuda a combatir la contaminación global, a diferencia de la producción de plásticos petroquímicos, que genera grandes emisiones de CO2 y derivados tóxicos.

El papel de cáñamo disminuye la deforestación

La fibra de cáñamo para hacer papel puede ser precisada en 90 días (3 meses), mientras que el papel del árbol, se deriva de los árboles que duran entre 15 y 50 años en crecer.El papel de cáñamo puede reducir la tasa de deforestación. Durante el mismo período de veinte años, una granja con una hectárea de cáñamo puede producir pulpa para papel equivalente a 4.1 hectáreas de árboles.

El papel de cáñamo hace una producción de papel más limpia. No sólo es casi libre de productos químicos en su cultivo, cuando se compara con la producción de papel de árbol, el papel de cáñamo también produce mucho menos contaminación química.

Las empresas productoras de papel en EE.UU. son el tercer mayor consumidor de energía, lo que aumenta la huella de carbono del papel. El uso de un papel respetuoso del medio ambiente como el cáñamo es significativamente menor.

La industria de la celulosa y el papel también es el tercer contaminador industrial más grande, arrojando 220 millones de libras de contaminación tóxica en el agua y el aire cada año. Tres millones de toneladas de cloro, una importante fuente de dioxina cancerígena, se encuentra entre este tipo de contaminación que se vierte en el agua cada año. Esto no ocurre en la producción de papel de cáñamo, ya que el mismo no necesita blanqueo con cloro. En general, la fabricación de papel de cáñamo genera sólo de 1/5 a 1/7 de la contaminación química del papel de madera. El papel de cáñamo es también libre de ácido.

El papel de cáñamo es más duradero que el papel proveniente de la madera y es más fuerte. A diferencia del papel común, el papel de cáñamo no se pone de color amarillento, no importa la edad del papel.

El Cáñamo (hemp) y su conspiración

En 1937 la revista de divulgación científica llamó al cáñamo “la nueva cosecha de mil millones de dólares”. Una máquina que simplifica el proceso de fabricación de papel de cáñamo acababa de ser inventada. Pero la promesa de cáñamo no se cumplió.

A principio de la década 1930 se desarrolló una de las más grandes conspiraciones de los medios del siglo XX . El editor de periódicos William Randolph Hearst, junto con la corporación DuPont, un grupo con intereses pretrolero, el vestíbulo del cultivo de algodón americano, banqueros internacionales y un grupo de políticos ingnorantes, encabezó una cruzada para prohibir el cáñamo.

La familia Hearst había adquirido millones de hectáreas de bosques y tenían la intención de convertirla en papel para la publicación y Pierre Dupont adquirió la patente para el ácido-sulfúrico y el proceso de papel con pulpa de madera. También, 1937 Dupont patentiza la cuerda de nylon (para reemplazar la cuerda de cáñamo) hecha con petroquímicos sintéticos. La industria del petróleo no quería ninguna competencia de cuerda de cáñamo, ni querían competir con combustible biodiesel de cáñamo de bajo costo, por lo que Hearst utilizó su poder como un editor para influir en la opinión pública sobre el cáñamo y la marihuana.

Con la ayuda del secretario de Tesorería Andrew Mellon el Congreso de Estados Unidos aprobó la Ley del Impuesto sobre la marihuana en 1937, que puso un elaborado conjunto de prohibiciones, en las reglas de todo el cultivo, manejo y distribución del cáñamo. Esto fue posible porque la marihuana es una subespecie de cáñamo conocida por su elevado contenido de THC psicoactivo y medicinal. La violación de cualquiera de la regla de Ley del Impuesto sobre 1937 daría lugar a una pena de hasta 2,000 dólares (en moneda de 1937) o hasta 5 años de prisión. Esta legislación esencialmente le pone un alto a la industria de la producción de cáñamo en América.

El cáñamo fue legalizado de nuevo brevemente durante el gobierno de la Segunda Guerra Mundial. El gobierno de los Estados Unidos produjo la película “Cáñamo para la Victoria” para animar a los agricultores a sembrar este cultivo. Casi un millón de acres de cáñamo se cultivaron en el medio oeste para apoyar la guerra. Pero el cultivo de cáñamo fue cerrado después de la guerra. Entonces, debido a la presión ejercida por los mismos intereses especiales como antes, llegó la Prevención del Abuso de Drogas integral y la Ley de Control de 1970 que prohibió la marihuana por completo y hace poca distinción entre el cáñamo y la marihuana.

Cáñamo (hemp) vs algodón

El tejido de cáñamo puede ser tan suave y versátil como el algodón, siendo más fuerte, más duradero y con mayor capacidad de absorción de agua. El algodón degrada con rapidez la tierra dedicada a su cultivo. En cambio, el cultivo del cáñamo, si se realiza correctamente, mantiene o mejora la calidad del suelo.

La producción industrial de algodón requiere enormes cantidades de sustancias químicas para cultivar y procesar las cosechas. Este no es el caso del cáñamo. En resumidas cuentas, los tejidos de cáñamo se muestran tanto superiores en calidad como más respetuosos con el medio ambiente en su producción.

Conclusión

A continuación, estos son algunos de los usos que se le pueden dar a esta planta hoy en día:

  • Ropa, comida, casa, muebles, cera,
  • Aceite nutritivo, forraje para animales, biomasa para calefacción,
  • Jabón, champú, esteras, sacos, aislantes, plásticos,
  • fieltros, pinturas y barnices, combustibles y lubricantes,
  • Geotextiles contra erosión, campos de cultivo para purificación de agua,
  • Enriquecedor de suelo y tutor de leguminosas, etc.,

En algunos países (Francia, Canadá, Suecia, etc.) existen industrias específicas dedicadas a la producción de derivados de calidad del cáñamo.

Fuente