1 Comment

  1. Es un problema de cultura; ignorancia; arribismo; El Salvadoreño del real Madrid y Barcelona; la selecta, el Alucín del centro comercial y el rápido y furioso. que le hace creer a un ciudadano pensante que esta persona posee la capacidad necesaria para desempeñar el papel de legisladora. empezando por el partido político que usa de motor. es lamentable como una muestra de desesperación de la oposición, literalmente de poner en la contienda a “cualquiera” con el fin de obtener un cargo tan importante. Los verdaderos intelectuales de este país no se sumergen en la política, ya que reconocen, que en este país la clase política es una vergüenza.

Comments are closed.