La UE prohíbe tres pesticidas peligrosos para las abejas

La Unión Europea alargó este viernes la prohibición de tres neonicotinoides, unos pesticidas peligrosos para las abejas, en todos los cultivos en campo abierto, para defender la biodiversidad y el medio ambiente.

La abeja Bernie, insecto inflable gigante desplegado por el colectivo Avaaz el viernes por la mañana frente a los edificios de la UE en Bruselas, puede regocijarse. Defendida por la Comisión Europea, la prohibición fue votada por una mayoría cualificada de Estados miembros durante un comité técnico a puerta cerrada.

Dieciséis de ellos, el mínimo requerido, dieron luz verde, según fuentes coincidentes. Entre ellos Francia, Reino Unido, Alemania, España o Italia, pero también Holanda o Luxemburgo.

En total, los apoyos representan “tres cuartos de la población de la UE”, dijo por su parte la Comisión. “La salud de las abejas tiene todavía una importancia fundamental para mi, porque refiere a la biodiversidad, a la producción alimentaria y el medio ambiente”, expresó el comisario de Salud y de Seguridad Alimentaria, Vytenis Andriukaitis.

El futuro de la clotianidina, el imidacloprid y el tiametoxam -sustancias neurotóxicas muy utilizadas que atacan al sistema nervioso de los insectos-, había quedado en suspenso desde 2013, tras una primera evaluación negativa de la Agencia Europea para la Seguridad de los Alimentos (Efsa).

La agencia confirmó su opinión a finales de febrero, apoyando el deseo del ejecutivo europeo de ampliar la prohibición.

De ahora en adelante se aplicará a todos los cultivos al aire libre, con la única excepción de la utilización en invernadero, a condición de que las semillas y las plantas no salgan de su refugio cerrado. Bruselas espera que entre en vigor de aquí a final de año.

En 2013 la UE ya había impuesto en primera instancia restricciones sobre estas tres sustancias, apeladas ante la justicia por dos gigantes de pesticidas cuyos productos están directamente relacionados, la suiza Syngenta y la alemana Bayer.

La moratoria parcial incluyó los cultivos que atraen a las abejas (como el maíz, la colza y el girasol) salvo algunas excepciones. La UE no ha esperado al resultado de este procedimiento ante el Tribunal de la UE, todavía en curso.

– Agricultura y medio ambiente –

“Con un juicio de la justicia europea previsto para el 17 de mayo, es una decisión prematura, no bienvenida, incluso no del todo inesperada”, dijo Graeme Taylor, de la ECPA, la Asociación Europea de Productores de Productos Fitosanitarios.

“Es desafortunado que una decisión haya sido tomada para restringir todavía más el uso de sustancias que son de gran importancia para la agricultura en Europa”, continuó.

“La agricultura europea sufrirá con esta decisión”, predice Taylor.

AFP / Elia VAISSIERE
Pesticidas neonicotinoides amenazan a las abejas
Para Bayer, la decisión “reducirá aún más la capacidad de los agricultores europeos de defenderse contra plagas importantes, para muchas de las cuales no hay tratamientos alternativos disponibles”.

“Las pruebas demuestran claramente que los neonicotinoides suponen una amenaza mínima para la salud de las abejas en comparación con la escasez de alimentos, las enfermedades y las bajas temperaturas”, afirmó su competidor Syngenta.

Pero para Sandra Bell, de la ONG Friends of the Earth, la prórroga de la prohibición es “una inmensa victoria para nuestras abejas y, en general, el medio ambiente”. Insta a la Comisión a ayudar a los agricultores a abandonar el uso de pesticidas.

Para algunos apicultores hace falta ir todavía más lejos.

“No me siento nada aliviado por esta decisión de hoy para suprimir los neonicotinoides, a los cuales nos enfrentamos desde hace 20 años. Porque las tres sustancias prohibidas fueron reemplazadas por otras peores, sobre todo el tiacloprid y la masacre de abejas continúa”, explicó José Nadan, secretario del Sindicato de Apicultores Profesionales de Bretaña y miembro de la Federación Francesa de Apicultores Profesionales.

Con información de AFP

Ayuda a mantener en línea nuestro WebServer. Te necesitamos para poder seguir haciendo publicaciones y seguir generando contenido.