General turco retirado: EEUU le hará un favor a Turquía si no le entrega los F-35

Un grupo de senadores de Estados Unidos trató de bloquear de nuevo la entrega final de los avanzados cazas F-35 a Turquía. Temen que información sensible sobre el aparato acabe en manos de Rusia, según el canal CNN.

“Nos preocupa que el F-35 es el avión más avanzado de la OTAN, y si Turquía sigue adelante con la adquisición de los S-400, esto les permitirá a los rusos recolectar información sobre cómo atacar mejor a un F-35”, afirmó el senador Chris Van Hollen, un demócrata de Maryland, a la cadena estadounidense.

“Es totalmente absurdo entregar a los rusos las claves de las capacidades del F-35 y permitirles intentar detectar y luego explotar cualquier vulnerabilidad”, agregó.El 21 de junio ya se realizó una transferencia técnica de dos aviones de combate F-35 a Turquía. No obstante, EEUU mantiene el derecho a almacenar los aviones mientras los pilotos y técnicos turcos aprenden a operar con ellos. El proceso de formación durará de uno a dos años, y mientras tanto los congresistas estadounidenses tienen la oportunidad de interrumpir el trato.

Si EEUU renuncia a entregar los aviones F-35 restantes a Turquía le hará un gran servicio, dado que la decisión de adquirir los cazas estadounidenses pondrá a la Fuerza Aérea de Turquía en una dependencia completa de EEUU y dificultará el crecimiento de la producción doméstica de aviones.

Así lo afirmó a Sputnik el vicepresidente del partido nacionalista de izquierda Vatan —Patria, en turco—, el mayor general de la Fuerza Aérea de Turquía retirado Beyazit Karatas.A su juicio, “en las circunstancias actuales, cuando la Fuerza Aérea de Turquía ya depende en un 90-95% de EEUU, hace falta reducir con urgencia su nivel de dependencia, no fascinarse por unos cuantos cazas de quinta generación”.

Karatas destacó que el contrato “fortalecerá el poder de EEUU en el mercado mundial de armas y no permitirá a Turquía autogestionar su propia Fuerza Aérea”.

“Debe entenderse que los F-35 estarán fuera de nuestro control en el plano nacional debido al sistema de información logística autónomo incorporado. De hecho, al adquirir estos aviones, Turquía se convierte en un consumidor de servicios de una compañía estadounidense y le transmite a EEUU el poder logístico, y por lo tanto pierde la posibilidad de controlar de forma independiente y coordinar el funcionamiento de su flota aérea. Tal vez desde un punto de vista económico este método sea bueno, pero hay que recordar que en la actualidad las relaciones turco-estadounidense ya no están en tan buen nivel. Turquía necesita considerar este tema no desde un punto de vista técnico, sino desde un punto de vista estratégico”, concluyó Karatas.El primer ministro turco, Binali Yildirim, el jefe del Ministerio de Asuntos Exteriores turco, Mevlut Cavusoglu, y más tarde el presidente, Recep Tayyip Erdogan, aseguraron que tienen alternativas en caso de que el acuerdo sobre los F-35 acabe en papel mojado.

“Esta posición de Estados Unidos errónea con respecto a Turquía, que es su aliado estratégico en la OTAN, se puede convertir en una derrota para ellos mismos”, recalcó Erdogan en declaraciones al canal A Haber. Mientras tanto, el importante periódico progubernamental Sabah publicó un artículo en el que comparaba de una manera detallada las características técnicas del F-35 y el ruso Su-57.

Con información de Sputnik

Ayuda a mantener en línea nuestro WebServer. Te necesitamos para poder seguir haciendo publicaciones y seguir generando contenido.