El poder está en sus manos: ésta es la historia de dos niñas que dieron un ejemplo al mundo

En el día Internacional de la Niña, Sputnik te cuenta las historias de vida de dos niñas que han tenido que enfrentar ejércitos y sobreponerse a las políticas de sus países para conquistar sus derechos. Malala Yousafzai y Ahed Tamimi, jóvenes que han enseñado tanto al mundo.

“Con ellas: una generación de niñas preparadas”; ese es el mensaje de Naciones Unidas (NU) este 11 de octubre, en el Día Internacional de la Niña. NU busca promover que las 1,1 mil millones de niñas del mundo tengan la “oportunidad de desafiar el status quo y redefinir su futuro”. “La disparidad mundial entre los géneros está creciendo”, advierte la NU.

Tan sólo este año, 12 millones de niñas menores de 18 años contraerán matrimonio y 21 millones de niñas de entre 15 y 19 años quedarán embarazadas en las regiones en desarrollo, publicó la NU.En todo el mundo, las niñas enfrentan dificultades que obstaculizan su educación, formación e ingreso en el mercado laboral. Tienen menos acceso a la tecnología de la información y las comunicaciones y los recursos.

Pese a ello, siguen adelante y tienen éxito. Introducen innovaciones en el ámbito de la tecnología para resolver los problemas mundiales, defienden el medio ambiente, alzan su voz contra la violencia.

Hay niñas que contra viento y marea diariamente luchan para cambiar su realidad. Estas son las historias de Malala Yousafzai y Ahed Tamimi, dos pequeñas grandes luchadoras. Dos niñas que han marcado la historia.

Malala YousafzaiEs una activista, bloguera y estudiante universitaria paquistaní de 21 años que se hizo famosa por defender el derecho a la educación de las mujeres en su país.

El 9 de octubre de 2012 Malala sufrió un feroz ataque en manos de un grupo talibán que la tuvo al borde de la muerte. Con 15 años, fue sometida a varias cirugías de reconstrucción del cráneo para poder recuperarse del brutal ataque.

En pleno Valle de Swat, al noroeste de Pakistán, Malala desafió a una de las milicias más crueles y violentas del mundo, que prohíbe la asistencia de las mujeres a clases. De los 700.000 niños que no reciben educación en esa zona, 600.000 son niñas.

Hoy Malala vive en Inglaterra y es una de las líderes jóvenes más influyentes del mundo. Junto a su padre, Ziauddin Yousafzai, Malala escribió su biografía “Yo soy Malala” (“I am Malala”). El libro publicado por una editorial británica apunta a los 61 millones de niños que no pueden estudiar en el mundo entero.

Malala quiere ser política: sueña ser la primera ministra de Pakistán, “así puedo invertir más dinero en educación”, ha dicho en varias entrevistas.

En 2014 Malala ganó el Premio Nobel de la Paz, convirtiéndose en la persona más joven en acceder a ese galardón en cualquiera de las categorías que se otorga.

Ahed TamimiEs una palestina de 17 años que estuvo presa. La chica cobró notoriedad en 2011, a sus 11 años, cuando se enfrentó a los soldados israelíes con el puño en alto.

No obstante, fue portada de todos los medios del mundo en 2012, cuando mordió la mano del soldado que había detenido a su hermano. El muchacho había sido acusado de arrojarle piedras a un soldado israelí; se encontraba con el brazo escayolado.

Por esta acción recibió el “Handala Courage Award” de parte del ministro turco Tayyip Erdoğan, que desayunó con ella y le hizo diferentes obsequios.

El 19 de diciembre de 2017 Ahed fue detenida por las fuerzas policiales israelíes. Tres días antes de su detención, la pequeña valiente había abofeteado a un soldado israelí que se encontraba apostado en el patio de su casa, pocas horas después de que otros soldados hubiesen disparado en la cabeza con una bala de goma a su primo de 15 años provocándole secuelas permanentes. La madre de Ahed filmó y transmitió en vivo por Facebook, y se hizo viral.El hecho se produjo en medio del conflicto que se suscitó entre el Gobierno de Israel y el pueblo palestino, tras la decisión del presidente estadounidense, Donald Trump, de trasladar su embajada a la ciudad de Jerusalén.

Ahed estuvo ocho meses en prisión, hasta fines de julio de 2018. Durante su reclusión, organizaciones sociales en todo el mundo pidieron por su liberación.

Con información de Sputnik

Ayuda a mantener en línea nuestro WebServer. Te necesitamos para poder seguir haciendo publicaciones y seguir generando contenido.