Así fueron los viajes de Fidel Castro por América Latina

A dos años de la muerte del líder de la Revolución cubana, Fidel Castro Ruz, te contamos cómo los latinoamericanos vivieron sus viajes por la región.

Venezuela

El país más visitado por Castro desde el mismo triunfo de la Revolución cubana. La primera visita ocurre en abril de 1948, con 21 años, cuando iba camino a Bogotá para un congreso latinoamericano de estudiantes. Hace una parada en Caracas para invitar a los universitarios venezolanos.Tras el triunfo de la Revolución en 1959, el líder rebelde entró a La Habana un 8 de enero y en la mañana del día 23 partió desde el habanero aeropuerto militar de Columbia hacia Caracas.

Minutos antes de que el avión aterrizara en el aeropuerto internacional de Maiquetía, Castro envió un mensaje de saludo al pueblo venezolano que lo recibió como a un héroe, en un viaje que tenía el objetivo de celebrar el derrocamiento del dictador Marcos Pérez Jiménez.

El contralmirante Wolfang Larrazábal, presidente de la Junta Patriótica que tomó el poder tras la derrota de la dictadura en Venezuela, recibió al líder de la Revolución cubana junto al pueblo. Se estima que unas 20.000 personas acudieron al aeropuerto a recibirlo.

Durante su estancia en Caracas, miles de personas se reunían para saludar el paso de la caravana por los distintos puntos de la ciudad. Unos lloraban de emoción y en una buena parte del camino, el pueblo lo llevó en hombros, según publicó Cubadebate.

Con la llegada al poder de Hugo Chávez al poder en febrero de 1999, este vínculo se intensificó y estuvo viajando a Venezuela hasta que su enfermedad le impidió salir de Cuba, para un total de 11 ocasiones. De esta época, quizás uno de sus viajes más simbólicos a tierra venezolana fue en agosto de 2001.

Fidel Castro visita Venezuela
© AP PHOTO / JOSE GOITIA
Fidel Castro visita Venezuela

México

A principios de la década de 1950, Castro fue encarcelado por oponerse al régimen de Fulgencio Batista en Cuba. En 1955 fue amnistiado y decidió exiliarse en México, donde conoció al argentino Ernesto Che Guevara con quien, junto a otros aliados, comenzó a organizar la guerrilla que buscaría hacer la revolución en Cuba.

El grupo se preparó durante varios meses y en noviembre de 1956 partió de Veracruz hacia la Isla, donde combatieron hasta el triunfo rebelde en 1959.

En 1991, Castro volvió a México durante el sexenio de Carlos Salinas. Entonces visitó Guadalajara con presidentes de otros países, como el argentino Carlos Menem. Luego en agosto del año 2000, el líder cubano volvió a visitar suelo mexicano para asistir a la ceremonia de toma de potestad del expresidente Vicente Fox.En esa ocasión fue reconocido como huésped distinguido y recibió las llaves de Ciudad de México de manos de la jefa de Gobierno de la capital.

Fidel Castro habla durante la XXI Cumbre Iberoamericana de Guadalajara
© AP PHOTO / MICHAEL STRAVATO
Fidel Castro habla durante la XXI Cumbre Iberoamericana de Guadalajara

En 2002, Fox y Castro tuvieron un desencuentro en el marco de la Conferencia Internacional sobre Financiación para el Desarrollo en Monterrey. Desde entonces las relaciones entre Cuba y México quedaron congeladas y se reanudarían años más tarde.

Colombia

En 1948 Castro llegó a Bogotá para participar en el Congreso Latinoamericano de Estudiantes que se esperaba fuera inaugurado por el líder del Partido Liberal, Jorge Eliécer Gaitán. En paralelo se desarrollaba la Conferencia Panamericana, con la que el Gobierno de Estados Unidos pretendía declarar al comunismo como una actividad fuera de la ley.

Sin embargo, el caudillo fue asesinado y Castro terminó formando parte de “El Bogotazo”, una de las insurrecciones populares más grandes de la historia. Colombia despertó la pasión rebelde en el joven cubano, que volvió en agosto de 1993 durante el Gobierno de César Gaviria.Entonces, Castro expresó una sorprendente frase como una especie de premonición: “Que se acojan al camino de una paz negociada sin que se derrame una gota más de sangre”.

Fidel Castro en Colombia junto al presidente Virgilio Barco
© AP PHOTO / AP PHOTO
Fidel Castro en Colombia junto al presidente Virgilio Barco

En 1994, el líder cubano también acudió a la toma de posesión del liberal Ernesto Samper. Colombia celebraba la caída del capo Pablo Escobar y se presentaban entonces como grandes temas del debate nacional la lucha contra el narcotráfico y la justicia social, a los que Castro hizo su aporte.

Brasil

Durante casi cinco décadas de mandato, el líder cubano visitó Brasil en varias ocasiones para participar en encuentros con presidentes y conferencias internacionales. La primera visita fue a Brasilia, en 1959, cuatro meses después del triunfo revolucionario.

Entonces el presidente brasileño era Juscelino Kubitschek, quien reconoció el Gobierno de la Isla. Castro volvió a Brasil 31 años después en 1990, década en que las visitas del líder cubano se intensificaron. En 1991, fue recibido por el periodista Roberto Marinho, presidente del Grupo Globo, con quien firmó acuerdos de intercambio sobre educación y cultura.Castro fue uno de los líderes que participó en la histórica Conferencia Mundial por el Medio Ambiente y Desarrollo de 1994 en Río de Janeiro. Allí alertó: Una importante especie biológica está en riesgo de desaparecer por la rápida y progresiva liquidación de sus condiciones naturales de vida: el hombre”.

También fue recibido un año después por el presidente brasileño Itamar Franco, y a fines de la década del 90 visitó Bello Horizonte para participar en un evento de la Unión Nacional de Estudiantes (UNE). La última pose presidencia de Castro en Brasil fue con la llegada de líder de los trabajadores, Luiz Inácio Lula da Silva, en enero de 2003.

Argentina

Hasta este país austral Castro viajó en cuatro ocasiones, y fue el último lugar que visitó antes de que su enfermedad le impidiera salir otra vez de Cuba. La primera visita fue también en 1959, con Arturo Frondizi en el poder.

Por aquel entonces Cuba pertenecía a la Organización de Estados Americanos (OEA) y la figura de Castro resultaba simpática para algunos sectores porteños. El 2 de mayo, el revolucionario habló durante 90 minutos ante la Comisión de los 21 de la OEA, en la Secretaría de Industria, según publicó Clarín.En esa ocasión se hospedó en el hotel Alvear Palace de Buenos Aires donde ofreció una conferencia de prensa. Fue 36 años después que el líder cubano llegó a Bariloche para participar de la V Cumbre Iberoamericana, a la que asistieron una treintena de mandatarios.

Allí se reunió con el entonces presidente Carlos Menem, quien consideraba a Castro como un amigo. Sin embargo, fue en 2003 cuando el mandatario cubano realizó su visita más mediática a Argentina, para la asunción de Néstor Kirchner.

Por último, en julio de 2006 llegó a Córdoba para la Cumbre del Mercosur, donde pronunció un discurso junto al entonces presidente venezolano, Hugo Chávez, ante unas 40.000 personas en la Universidad de Córdoba. Esta sería su última visita al exterior.

Con información de Sputnik

Ayuda a mantener en línea nuestro WebServer. Te necesitamos para poder seguir haciendo publicaciones y seguir generando contenido.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*


This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.