Moscú: EEUU oculta sus propias violaciones al Tratado INF acusando a Rusia

Estados Unidos intenta ocultar sus propias violaciones al Tratado INF sobre misiles acusando gratuitamente a Rusia, declaró la portavoz del Ministerio de Exteriores ruso, María Zajárova.

“Estados Unidos al acusar a Rusia intenta ocultar sus propias violaciones —directas y evidentes— al Tratado de Eliminación de Misiles de Corto y Medio Alcance [Tratado INF]”, dijo en una rueda de prensa.

Zajárova indicó que las declaraciones del presidente de EEUU, Donald Trump, sobre la posible salida de su país del Tratado INF causan preocupación.”La declaración que hizo el presidente de Estados Unidos el 20 de octubre sobre la posible salida del acuerdo nos causa una gran preocupación”, apuntó.

También dijo que da la impresión de que anunciando la salida del tratado EEUU aspira a obtener una plena supremacía militar.

“En general, da la impresión de que Washington quiere abandonar el Tratado INF porque quiere garantizarse la supremacía militar en todas las áreas y necesita tener las manos libres para conseguirlo”, afirmó la portavoz.

Según opina Zajárova, la ruptura del Tratado INF provocaría una nueva carrera armamentista.

“La ruptura del acuerdo es un paso muy peligroso que influiría de la manera más negativa en la seguridad internacional y la estabilidad estratégica… Existe el riesgo de que regiones enteras sean arrastradas hacia una nueva carrera de armamentos”, subrayó.

De este modo —señaló Zajárova—, la situación en torno al Tratado INF afectaría no solo a Rusia y a Estados Unidos, sino también a los demás miembros de la comunidad internacional.El 20 de octubre, el presidente de EEUU, Donald Trump, declaró que su país abandonaría el Tratado INF, alegando violaciones del acuerdo por parte de Rusia.

El mandatario estadounidense añadió más tarde que EEUU incrementará sus capacidades nucleares hasta que otros países como Rusia y China “entren en razón”.

Moscú declaró que esas afirmaciones provocan preocupación, ya que la medida hará que el mundo se vuelva más peligroso.El Tratado INF, firmado por Washington y Moscú en 1987, no tiene fecha de caducidad y prohíbe a las partes disponer de misiles balísticos terrestres o misiles de crucero con un radio de acción de entre los 500 y los 5.500 kilómetros.

Rusia y EEUU se han acusado mutuamente en varias ocasiones de desarrollar sistemas que violan este pacto.

Con información de Sputnik

Ayuda a mantener en línea nuestro WebServer. Te necesitamos para poder seguir haciendo publicaciones y seguir generando contenido.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*


This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.