Filólogo español: “Esperaba que las cosas fueran más fáciles”

Borja López de Munain confiesa que empezó a estudiar el ruso en la Universidad del País Vasco no por el gran interés que sentía sino por razones prácticas ya que “el ruso me iba a permitir distinguir un poco en el CV, abrir más oportunidades de trabajo”. Pero luego vino a Rusia por primera vez y fue enamorándose poco a poco del país y la gente.

Aunque ya conocía algo de la cultura y dominaba bien el idioma ruso, al llegar por primera vez Borja confiesa que tuvo que “ir acostumbrándome a cómo funciona” este país donde “todo era muy diferente”.Según sus palabras, “esperaba que las cosas fueran más fáciles” pero a pesar de las dificultades que encontró en su camino, disfruta de lleno de su vida en la capital rusa, “frenética, interesante y bulliciosa”.

“Es una ciudad que me gusta mucho para vivir. Y, al menos siendo joven, tiene muchísimos puntos positivos […] Cuando no estoy en Moscú suelo echar de menos cosas de la ciudad”, resume Borja.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*


This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.