May vuelve a la carga tras sufrir reveses en el parlamento por el Brexit

La jefa de gobierno británica, Theresa May, vuelve el miércoles a la Cámara de los Comunes, donde la víspera los diputados le asestaron dos duros reveses que amenazan su frágil estabilidad y podrían cambiar el rumbo del Brexit.

May responderá a las preguntas de los legisladores un día después de que estos condenaran a sus ministros por “desacato” y se acordaran la capacidad de enmendar la decisión que tome el gobierno si, como se prevé, el acuerdo negociado con la Unión Europea es rechazado el 11 de diciembre.

En un nuevo episodio de fiebre en el drama del Brexit, antes de iniciar cinco días de intensos debates los diputados aprobaron una “moción de desacato” contra el ejecutivo por negarse a publicar la totalidad de los informes legales sobre el acuerdo, fruto de 17 meses de duras negociaciones con Bruselas.

“Es muy significativo en el plano constitucional y político. El hecho de que esta cámara considere que todo el gobierno cometió un desacato no tiene precedentes”, afirmó el diputado autor de la moción, Keir Starmer, del opositor Partido Laborista.

El segundo golpe le vino sin embargo a la primera ministra desde las filas de su propia formación conservadora: el ex fiscal general Dominic Grieve presentó una enmienda, aprobada por 321 votos contra 299, para que el parlamento pueda determinar qué ocurre si el acuerdo es rechazado.

Si May pierde la histórica votación de la próxima semana, su gobierno tiene por ley un plazo de 21 días para informar a los legisladores de lo que piensa hacer.

Entre las múltiples opciones estarían volver a negociar con la UE, salir del bloque el 29 de marzo sin acuerdo, convocar elecciones legislativas anticipadas u organizar un nuevo referéndum.

Sea lo que sea que decida el ejecutivo, los diputados podrían aconsejar lo contrario y aunque su enmienda no será vinculante resultaría muy difícil políticamente para la primera ministra ignorar la opinión mayoritaria de la cámara.

“El día en que May perdió el control”, titulaba el miércoles en portada el diario The Daily Telegraph.

AFP / Gillian HANDYSIDECronología sobre las negociaciones de la salida de Reino Unido de la Unión Europea

“May sufre la peor derrota por parte de los diputados en 40 años”, insistía The Times.

– “Dar vueltas en círculos” –

Un 52% de los británicos votó por abandonar la Unión Europea tras 45 años de integración en un referéndum en junio de 2016 que dejó al país profundamente dividido.

Políticos y activistas partidarios de seguir formando parte del bloque afirman que durante la campaña se mintió a la opinión pública sobre las implicaciones del Brexit y que ahora, con un acuerdo concreto bajo el brazo, se debería volver a consultar a la población.

La primera ministra conservadora ha rechazado esta opción por activa y por pasiva, afirmando que solo serviría para causar más división. Los sondeos no son claros al respecto y una nueva votación podría dar un resultado similar al de hace dos años.

Solo serviría para “devolvernos a la casilla de salida”, afirmó May durante las ocho horas del primero de cinco días de debate, que terminó a las 01H00 (locales y GMT) del miércoles.

“Este país no puede permitirse pasar los próximos diez años dando vueltas en círculos sobre la cuestión de nuestra relación con la Unión Europea”, agregó.

El acuerdo sellado por el gobierno británico con sus 27 socios europeos choca con la oposición tanto de los eurófilos, que ven en él condiciones peores a las actuales, como de los euroescépticos, convencidos de que hace concesiones inaceptables a la UE. Muchos de estos últimos se encuentran en las filas del Partido Conservador de May.

Los conservadores perdieron la mayoría absoluta en unas elecciones generales anticipadas convocadas por la “premier” en junio de 2017 y ahora dependen para gobernar del apoyo del pequeño partido norirlandés DUP, que también se opone férreamente al acuerdo de Brexit.

Pero más allá de este rechazo mayoritario a los términos negociados por la primera ministra con la UE, no existe de momento ningún consenso en el parlamento sobre el eventual “plan B” que podrían intentar imponer al gobierno si tumban el acuerdo el próximo martes.

Con información de AFP

Ayuda a mantener en línea nuestro WebServer. Te necesitamos para poder seguir haciendo publicaciones y seguir generando contenido.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*


This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.