Sorpresa en Israel por el fin de la alianza opositora de centroizquierda

La alianza opositora israelí de centroizquierda Unión Sionista, de la que formaba parte el laborismo de Avi Gabbay y la formación Hatnuah de la opositora Tzipi Livni, anunció el martes de manera inesperada su fin, a poco más de cuatro meses de los comicios anticipados.

Unión Sionista obtuvo 24 escaños en las elecciones de 2015, por detrás del conservador Likud, con 30.

Pero desde que Avi Gabbay tomó el liderazgo en 2017 del Partido Laborista, el futuro de la alianza parecía incierto.

“Quise esperar y creer que la alianza nos permitiría desarrollarnos y crear una verdadera unión… la gente lo vio de otra manera y se alejó”, declaró Gabbay junto a Livni en una reunión de diputados de la alianza opositora retransmitida en directo por la televisión israelí.

“Aún creo en la cooperación y la unión de las fuerzas pero para ello se necesita amistad, confianza y cumplir los compromisos, lo que aquí no es el caso”, agregó, deseando “buena suerte” a Livni para las elecciones.

Las elecciones anticipadas, provocadas por la crisis de la coalición de conservadores, nacionalistas y ortodoxos en el poder, están previstas para el 9 de abril.

Livni pareció sorprendida por este anuncio en directo de su socio de coalición y se negó a reaccionar en lo inmediato. Poco después escribió en Twitter que se alegraba “que las dudas se hayan despejado para poder concentrarse en el objetivo importante: el cambio de poder”.

El primer ministro Benjamin Netanyahu, cuya coalición es considerada como la más conservadora en la historia de Israel, lidera los sondeos.

En las últimas encuestas el partido Unión Sionista está en plena debacle, con menos de 10 escaños.

El Partido Laborista anunció posteriormente que su nuevo líder sería la diputada Shelly Yachimovich, que ya ostentó el cargo con anterioridad.

El sábado, dos ministros del partido nacionalista religioso Hogar Judío, Naftali Bennett y Ayelet Shaked, anunciaron la creación de un nuevo partido abierto a un electorado no religioso.

La semana anterior, el ex jefe de Estado Mayor, Benny Gantz, que no reveló aún sus opiniones políticas, anunció la creación de su propio partido.

Aunque Netanyahu es el favorito según los sondeos, su futuro político está muy nublado. La fiscalía general debe anunciar en breve si inculpará oficialmente al aún primer ministro, que de todas formas, no está obligado a dimitir si eso sucede.

“No voy a interferir en la manera en cómo la izquierda divide sus votos” reaccionó el veterano político conservador en un comunicado ante el anuncio de Gabbay.

Con información de AFP

Ayuda a mantener en línea nuestro WebServer. Te necesitamos para poder seguir haciendo publicaciones y seguir generando contenido.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*


This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.