El diario de una violación: 2 millones de mujeres fueron abusadas por las tropas rusas en 1945

Las páginas de una autobiografía de una periodista alemana, fueron la base principal para descubrir una atroz verdad: el terrible abuso sexual por el que tuvieron que pasar las mujeres alemanas cuando las tropas rusas derrotaron al ejército nazi. ¿Qué explica el diario? ¿Cómo se descubrió la historia? Aquí te contamos todo.

“Mis manos tiemblan mientras escribo esto”

Es la primera línea de un diario anónimo escrito por una mujer que se encontraba en Berlín cuando arribaron los soviéticos. Gracias a sus palabras, los historiadores tuvieron base para descubrir que más de 2 millones de mujeres fueron violadas por las tropas soviéticas cuando en 1945 derrotaron el ejército de Hitler. Años después se descubrió que las páginas fueron escritas por la periodista alemana Marta Hillers, como un libro autobiográfico.

Aceptar ser violadas, o morir ejecutadas

Las mujeres de la época no tenían más opción. En el diario anónimo de “Una mujer en Berlín” que fue escrito en 1945, se describe la vida de una alemana que sufrió el terrible acoso sexual por parte de las tropas soviéticas, explica cómo se sentían “presas en su propia tierra”.

La autora del diario -Marta Hillers-, explica cómo aquellas que se resistían eran violadas en grupo y fusiladas en medio de la calle. La única salida que tenían era aceptar el abuso para poder permanecer con vida.

“Goebbels había apurado a los equipos de cámara para filmar los cadáveres de mujeres y niñas que han sido violadas y asesinado por soldados borrachos del Ejército Rojo”, escribe en una de sus páginas. Las violaciones eran tan masivas, que muchas mujeres huyeron con sus hijos al bosque, muriendo de hambre e hipotermia.

En las páginas de su libro, cuenta cómo le pedía a los soldados que tuvieran piedad. Era violada tan frecuentemente que tenía hemorragias imparables, hinchazón y a veces no podía ni caminar, pero el sufrimiento parecía incrementar el morbo de los soviéticos, quienes no paraban por ninguna razón.

En las páginas de su libro, cuenta cómo le pedía a los soldados que tuvieran piedad. Era violada tan frecuentemente que tenía hemorragias imparables, hinchazón y a veces no podía ni caminar, pero el sufrimiento parecía incrementar el morbo de los soviéticos, quienes no paraban por ninguna razón.

Un testimonio tardío que le dio paz a su alma

Con el descubrimiento del diario y todas las investigaciones que nacieron a partir de él, apareció Ruth Schumacher, una alemana de 91 años, que fue víctima de las violaciones del ejército soviético.

Recuerda su historia cuando caminaba por las calles de Berlín en 1945: “Inmediatamente fui violada por cinco rusos. Los recuerdos vuelven a ti una y otra vez, nunca puedes olvidar algo así. A veces, después de hablar de ello, duermo por unas horas y luego me levanto llorando, gritando. Nunca puedes olvidar“, explica.

Schumacher, cuenta que las mujeres eran vistas por los rusos como “pedazos de carne, éramos blancos fáciles”, por lo que esconderse era imposible. Las violaciones eran tan violentas, que Ruth quedó estéril.

Muchas de sus amigas pasaron por lo mismo, pero todas guardaron el secreto…¿Por qué no confesaron nada? “Yo no quería saber nada de las experiencias de las demás y ellas no querían saber las mías. Mi consciencia ya estaba suficientemente cargada y no quería que fuera peor”, explica Schumacher quien recuerda con tristeza como muchas de sus amigas se quedaron sin familia, luego de confesarle a sus esposos por lo que habían pasado.

Por suerte, su esposo la apoyó en todo momento: “Me dolió en el alma contarle que ya no era pura e inocente, pero él decidió quedarse conmigo”, explicó Schumacher.

La violación continúa. Están en todas partes, en todos los hogares. Nosotros servimos a los rusos ahora. Y las mujeres tendremos que guardar silencio. O ningún hombre querrá volver a tocarnos. ¡Maldita sea!

La violación continúa. Están en todas partes, en todos los hogares. Nosotros servimos a los rusos ahora. Y las mujeres tendremos que guardar silencio. O ningún hombre querrá volver a tocarnos. ¡Maldita sea!Anónima, Cita una de las frases del libro. Las mujeres que habían sido violadas eran desterradas de la sociedad como impuras, herejes y hasta catalogadas como enfermas, por eso muchas guardaron silencio y no compartieron su historia. No querían ser rechazadas por la comunidad.

200.000 niños nacidos producto de las violaciones

El doctor Phillipp Kuwert, un psiquiatra de la Universidad de Greifswald, estima que alrededor de 200.000 niños fueron concebidos producto de las violaciones a mujeres alemanas por los soldados rusos.

Kuwert inició una investigación en la que con un rastreo de datos, consiguió entrevistar a muchas mujeres víctimas de los abusos sexuales.

El objetivo de la investigación –además de corroborar las palabras del diario anónimo-, es demostrar el impacto tan grave que tienen las violaciones en la vida de una persona, para él “representan un trauma imposible de sanar, la mayoría recuerda vívidamente los detalles del acto, aún cuando fue hace más de 40 años”. 

¿Quieres leer el diario original?

Las páginas del diario, escritas originalmente en alemán por la periodista Marta Hillers, han sido traducidas en múltiples ocasiones, pero la historia no ha tenido suficiente difusión como para crear un impacto social. Si quieres leerlo en inglés, haz clic aquí.

La historia llegó a la pantalla grande “Una mujer en Berlín”

“Una mujer en Berlín” es una película alemana del año 2008 dirigida y escrita por Max Färberböck cuyo papel principal fue interpretado por Nina Hoss.

Por Mary Villarroel Sneshko | @Vivodesorpresas | Culturizando
Con información de NPR.org |

Con información de Culturizando

Ayuda a mantener en línea nuestro WebServer. Te necesitamos para poder seguir haciendo publicaciones y seguir generando contenido.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*


This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.