Presidente uruguayo destituye al comandante del Ejército

El presidente Tabaré Vázquez cesó el martes al comandante del Ejército, Guido Manini Ríos, por cuestionar el modo en que el Poder Judicial ha tratado los casos de militares acusados de violar los derechos humanos durante la dictadura militar que gobernó en Uruguay entre 1973 y 1985.

De acuerdo con un comunicado de la presidencia, el general Manini Ríos formuló “graves cuestionamientos al Poder Judicial” en un escrito enviado al presidente en febrero, aunque recién hoy fue divulgada por la presidencia.

“La Justicia Uruguaya en muchas oportunidades se apartó de los más elementales principios del Derecho, no dando garantías a los acusados. En definitiva, aplicó una suerte de Derecho para el enemigo”, habría dicho el militar al mandatario, de acuerdo al documento.

“El militar que es citado como indagado por la Justicia, muchas veces es considerado culpable aún antes de ser juzgado, no tiene las garantías del debido proceso, y es condenado en base a conjeturas o convicciones inadmisibles, sin pruebas fehacientes, y en muchos casos fraguadas o inventadas”, agregó al parecer el comandante.

El comunicado de la presidencia también sostiene que “el respeto a las decisiones de la Justicia Penal (…) debe ser una premisa fundamental” y que “la actitud asumida por el Sr. Comandante en Jefe del Ejército, de censurar al Poder Judicial como lo ha hecho, resulta absolutamente incompatible con el cargo en que venía desempeñándose”.

Por todo lo anterior, se determinó su cese inmediato.

Al contrario de la postura de Manini, grupos de derechos humanos y familiares de desaparecidos en la dictadura han acusado a los de jueces de entorpecer el esclarecimiento de los casos.

“Hay más de 50 pedido de procesamiento hechos por fiscales y ninguno se resuelve en los juzgados. En los hechos, los jueces comparten todas las dilatorias de los abogados de los militares”, dijo a The Associated Press Raúl Olivera, integrante del observatorio de derechos humanos Luz Ibarburu.

Algo más de 40 militares han sido procesados acusados de graves violaciones a los derechos humanos en la dictadura.

De avanzada edad, algunos de los militares condenados han muerto en prisión, entre ellos el dictador Gregorio Álvarez, quien presidió el régimen de facto entre 1981 y 1985, y falleció cumpliendo pena de prisión en el Hospital Militar en 2016.

Se estima que durante la dictadura hubo 192 uruguayos desaparecidos. Aproximadamente 40 fueron detenidos en Uruguay durante la dictadura militar o en años previos, cuando el país cayó en un ciclo de violencia política. Los restantes fueron apresados en países vecinos, la mayoría en Argentina. No se sabe si fueron desaparecidos allí o si eso ocurrió tras ser trasladados a Uruguay clandestinamente.

La búsqueda de restos de desaparecidos sólo ha permitido localizar cuatro cuerpos.

Con información de AP

Ayuda a mantener en línea nuestro WebServer. Te necesitamos para poder seguir haciendo publicaciones y seguir generando contenido.