El rodaje de Avengers: Endgame ha sido una pesadilla logística para los actores

Una película tan atrevida e intrigante como Avengers: Endgame —que además supone la culminación de un buen número de tramas, arcos de personajes, escenas post-crédito e icónicas actuaciones tras más de una década de éxitos— invita naturalmente a llevar todo lo referente al rodaje en estricto secreto. Pero esto no solo tiene que ver con las filtraciones: se aplica también a sus estrellas.

El elenco de Avengers: Endgame ha dejado claro, tanto en broma como en serio, la presión que han sufrido para tratar de mantener en secreto cualquier detalle de la película. En ocasiones, esa presión se lleva a lo absurdo, ya que tienen que realizar una gira de prensa para promocionar la película sin poder hablar de ella.

Desde el punto de vista de los actores parece un proceso realmente raro. Brie Larson le contó hace poco a un periodista de Inquirer una anécdota sobre su primer día de rodaje en el set de Endgame, en el cuál no sabía nada más de lo que ocurría a parte de su única línea de diálogo:

Volé a Atlanta para grabar mi primera aparición en Endgame. No tenía idea de lo que estaba grabando, o de qué iba la película. No sabía si alguien más estaba en la escena conmigo. No sabía nada.

Y así es hasta que te dan las páginas del rodaje de ese día. Pero solo te dan tu parte. Así que era una escena en negro y luego solo mi línea de diálogo. Tengo muchas ganas de hablar de esto una vez que la película haya salido, porque no puedo revelar ningún detalle.

Al parecer, esto no es algo que cambie mucho, incluso aunque grabes más y más películas, como Chris Hemsworth dijo en Ellen la semana pasada. Según él, ha pasado de no tener ni idea de qué iba a suceder en Endgame a tener una vaga idea de lo que va a ocurrir, aunque desconoce por completo el resultado de la edición final:

Es gracioso, me siento tan fan como cualquier otra persona, y me interesa saber si vivo, muero o qué me sucede. Tengo una idea aproximada de lo que pasa, pero no, no he visto la película y realmente no sé cómo termina.

Un actor nunca va a conocer realmente todo el contexto de la película que está haciendo hasta que vea la versión final, claro. Para eso existe el proceso de edición, así es como funciona el cine. Las cosas cambian, evolucionan. Lo que podría haber sido grabado con una intención puede utilizarse en otro contexto completamente diferente.

Pero en una película como Endgame, todo esto va mucho más allá para evitar que la poca información sobre la película quede en manos de los fans. La tarea de estos actores es ayudar a construir solo una pieza del rompecabezas, pero sin tener una idea de cuál es la forma de la pieza del rompecabezas, cuántas piezas hay, o en qué demonios consiste el rompecabezas. ¿Cómo tiene que ser tratar de grabar algo así?

Pronto descubriremos —y también lo harán las estrellas como Larson y Hemsworth— qué secretos nos descubrirán todas esas pequeñas piezas del rompecabezas cuando veamos Avengers: Endgame el día 26 de abril.


Para estar al tanto de más noticias, síguenos en Twitter @GizmodoES

Con información de Gizmodo

Ayuda a mantener en línea nuestro WebServer. Te necesitamos para poder seguir haciendo publicaciones y seguir generando contenido.