La OTAN planea formas de contrarrestar la “agresión” de Rusia en su 70 aniversario

Los miembros de la OTAN dijeron este jueves que van a tomar nuevas acciones para contrarrestar la agresión de Rusia, en la reunión por el 70 aniversario de la alianza militar que fue empañada por las diferencias de Estados Unidos con varios de sus aliados.

Este aniversario llega en un momento de crecientes tensiones con Moscú, que se ha situado del lado de los separatistas en Ucrania y en Georgia, está bajo sospecha de haber interferido en las elecciones estadounidenses de 2016 y fue acusada por el jefe de la diplomacia estadounidense de interferir en Venezuela.

El secretario de Estado, Mike Pompeo, denunció “los sombríos sueños imperialistas” del presidente ruso, Vladimir Putin.

AFP / Brendan SmialowskiEl secretario de Estado Mike Pompeo en una rueda de prensa en Washington durante la reunión de la OTAN celebrada Washington, el 4 de abril de 2019

“Es evidente en sus invasiones a Georgia y Ucrania, su injerencia en Siria y ahora en Venezuela”, dijo a la prensa tras el término de la reunión con el resto de los ministros de Relaciones Exteriores de la OTAN.

Al cerrar la cita celebrada en Washington los ministros de Relaciones Exteriores señalaron en un comunicado que la alianza enfrenta una “situación de seguridad impredecible y desafiante” que incluye una Rusia más “agresiva”.

El secretario general de organización, Jens Stoltenberg, pidió durante la reunión “preservar la unidad” de los 29 estados miembros al tiempo que aseguró que la organización no busca una “nueva Guerra Fría”.

Después de varios años centrados en objetivos más lejanos como la lucha en Afganistán, los aliados de la OTAN han comenzado a mostrar su preocupación por la trayectoria de Rusia bajo el mando de Putin.

Stoltenberg urgió a Rusia a devolver a tres navíos ucranianos con sus tripulaciones, que fueron capturados en noviembre cerca de Crimea, la península anexada a Rusia en 2014.

“Estamos intensificando nuestros esfuerzos en la región del Mar Negro”, dijo Stoltenberg a los periodistas.

– La “amenaza del este” –

AFP / MANDEL NGANEl secretario general de la OTAN Jens Stoltenberg en una conferencia de prensa durante la reunión de la OTAN celebrada en Washington el 4 de abril de 2019

Rusia resiente la expansión hacia el este del pacto militar hacia países que formaron parte de la órbita de la extinta Unión Soviética.

En un comunicado coincidiendo con el aniversario Moscú criticó el plan para el Mar Negro y lamentó que la alianza “no tenga intenciones de renunciar a su confrontación política y militar con Rusia”.

“Es el momento de dejar evocar la “amenaza del este’. En aras de la paz, el mundo necesita una desescalada de las tensiones militares y políticas”, dijo el ministerio de Relaciones Exteriores ruso.

Al ser interrogado por los periodistas sobre si la OTAN estaba provocando a Rusia al considerar darle entrada como miembros a Ucrania y a Georgia, Stoltenberg dijo que las “grandes potencias” no pueden dictarle los términos a otros.

“En cuanto uno acepte que esto es una provocación hacia Rusia, entonces uno acepta que Rusia tiene el derecho a decidir lo que pueden hacer sus vecinos”, dijo Stoltenberg.

– Divisiones internas –

Durante la reunión Pompeo dijo que la OTAN necesita hacer frente a la “agresión” de Rusia y llamó a que el pacto aborde también las “amenazas emergentes” como China e Irán.

En estos dos últimos temas, Estados Unidos cuenta con menos apoyo ya que todos los miembros de la OTAN apoyaban el acuerdo nuclear con Irán del cual el gobierno de Donald Trump se salió unilateralmente.

AFP / Marimé BrunengoLocalización de los 29 países miembros de la OTAN

Pompeo tampoco ha logrado avances en sus intentos de convencer a los aliados que no elijan al gigante chino Huawei para las redes de quinta generación, pese a sus advertencias de que la empresa supone un riesgo para la seguridad y la privacidad.

El tema de la contribución de Alemania también se coló en la reunión tras las reiteradas quejas de Trump de que el país no cumple con el objetivo de la OTAN de 2014 de dedicar un 2% de su PIB a la defensa.

“Ahora no es el momento de repetir excusas ya gastadas de que nuestros ciudadanos no apoyan un incremento del gasto en la defensa o en la seguridad. Es la obligación de cada uno explicar esto a la gente”, dijo Pompeo.

Otro punto de tensión que empañó la celebración fue la decisión de Turquía de comprar el sistema antimisil ruso S-400, que llevó a Estados Unidos a suspender la participación del país en el programa de su avión miliar F-35, celoso de que la tecnología rusa pueda penetrar sus secretos tecnológicos.

Con información de AFP

Ayuda a mantener en línea nuestro WebServer. Te necesitamos para poder seguir haciendo publicaciones y seguir generando contenido.